Soluciones

20 05 2011

Resulta imprescindible realizar las siguientes acciones, tanto para la prevención en áreas susceptibles como para la recuperación en áreas degradadas:

  • Redistribución de la riqueza, replanteamineto de las actuales formas de producción y consumo.
  • Mejora de las condiciones sociales, culturales y económicas.
  • Prevención del avance de la erosión y el deterioro de la vegetación.
  • Planificación del uso del suelo
  • Evitar el sobrepastoreo.
  • Realización de actividades agrícolas con técnicas agrícolas conservacionistas.
  • Utilización de sistemas de riego que eviten los peligros de sedimentación y Salinización.
  • Desarrollo de variedades vegetales resistentes a la sequía.
  • Mejora de los pronósticos de sequía a largo plazo y sistemas de alerta temprana.
  • Conservación de los bosques autóctonos, así como los que aún permanecen vírgenes.
  • Reforestación.
  • Estabilización de dunas.
Anuncios




Consecuencias de la desertificación

20 05 2011

El problema de la desertificación es un proceso dinámico, en el cual las causas enumeradas anteriormente interactúan entre sí, generando procesos negativos que potencian resultados catastróficos en plazos relativamente cortos.

Así, un fenómeno natural como la erosión se acelera por la forma en que el hombre trata a la tierra. El efecto de esta pérdida es irreversible porque el suelo se forma a lo largo de miles de años, mientras que el hombre lo degrada en pocas generaciones.

La erosión de un suelo de por sí pobre se traduce en disminución de la producción, por lo que los pobladores se ven obligados a ampliar sus propias fronteras productivas y, así, se origina un círculo vicioso que genera una pobreza y un deterioro ambiental cada vez más notorios. No podemos decir que los habitantes rurales ignoran este proceso de degradación, ellos son conscientes de las consecuencias, simplemente no tienen alternativas. La pobreza rural misma obliga a los campesinos a sacar lo más posible de sus tierras para dar de comer a sus familias en lo inmediato, aunque con ello estén echando a perder su subsistencia a largo plazo.

En el aspecto social, la degradación del suelo ejerce un efecto claramente negativo sobre las comunidades rurales, se inicia un círculo vicioso: a menos alimentos, menos educación, menos salud, menor expectativa de vida y, como consecuencia, la emergencia de un estado de resignación y fatalismo.

Otro efecto notorio son las migraciones, sobre todo de los jóvenes, quienes al no tener oportunidades de crecimiento socioeconómico migran hacia los centros urbanos, quedando en los pueblos los ancianos y niños. Esta pérdida de la clase trabajadora ocasiona severas pérdidas en la comunidad, tanto desde el punto de vista económico como en su estructura social, patrones familiares y culturales.

Se detallan a continuación una serie de indicadores vinculados a las consecuencias de la desertificación:

  • Degradación de la vegetación: Pérdida de biodiversidad (merma de especies), reducción de la cubierta vegetal, disminución de especies palatables.
  • Degradación del suelo: cambios físicos, químicos y biológicos, pérdida de nutrientes.
  • Aceleración de la erosión eólica (tormentas de viento, remolinos): exposición radicular, formación de lenguas de arena, dunas, etc.
  • Aceleración de la erosión hídrica: remoción y desmoronamiento del suelo, formación de pedestales de rocas y plantas, acanaladuras, cárcavas, montículos residuales y pavimentos de desierto.
  • Degradación de los cursos de aguas superficiales.
  • Descenso de los niveles de agua subterráneas.
  • Salinización acentuada: exceso de sales, formación acentuada de costras de sal.
  • Aumento de especies resistentes a la sequía. Déficit en el balance hídrico, desplazamiento de la vegetación, reemplazo de especies de clima templado por otras de clima seco.




Causas que conducen a la desertificación

20 05 2011

Las causas debidas a la acción humana se producen por usos inadecuados y sobreexplotación de los recursos.

Existen numerosas causas que conducen a la desertificación de un territorio entre ellas encontramos las siguientes:

  • Desigual reparto de la riqueza y de la tierra, lo que obliga a la población a concentrarse en determinadas zonas, consumiendo en exceso los recursos, lo que deriva en las siguientes causas:
  • Talas y quemas irracionales de montes y bosques para la expansión de la frontera agrícola y para extracción de leña. Con la deforestación desaparecen los árboles que cimientan la capa fértil de la tierra.
  • Incendios forestales que se producen por accidente o por falta de prevención y precaución. En los países occidentales se ven agravados por el abandono de los campos y su invasión por matorral muy inflamable.
  • Sobrepastoreo (Excesiva carga animal). Cuando el número de animales excede la capacidad límite del suelo (biomasa máxima de herbívoros que puede alimentar por metro cuadrado), se rompe el equilibrio dinámico entre ganado y tierra, la cubierta vegetal del suelo se empobrece ostensiblemente y se desencadenan los procesos erosivos. El viento barre los suelos desnudos de vegetación y arrastra la arena a tierras que inutiliza para el cultivo. Con frecuencia la agricultura, al ocupar zonas fértiles templadas, desplaza la ganadería a zonas marginales y semiáridas. En estos casos, como se trata de tierras frágiles, el pastoreo produce desequilibrios en los suelos, que pierden rápidamente su capacidad productora.
  • Técnicas de cultivo inadecuadas para terrenos con mucha pendiente: falta de curvas de nivel o terrazas.
  • Técnicas agrícolas inadecuadas; laboreo excesivo; uso de maquinaria agrícola pesada, lo cual provoca alteraciones en la compactación, disminuyendo su porosidad.
  • Empleo excesivo o indebido de plaguicidas y fertilizantes inorgánicos causantes del empobrecimiento biológico de los suelos. Los productos químicos afectan a la microflora y la microfauna naturales, destruyendo bacterias e insectos beneficiosos para la agricultura, cuya carencia o escasez disminuye la fertilidad de los suelos.
  • Realización de quemas de rastrojos con el propósito de enriquecer la tierra con cenizas, lo cual, si bien produce alguna forma de mejora del suelo, también mata microorganismos y afecta a la evolución del suelo como algo vivo.
  • Desarrollo de sistemas y métodos de riego inadecuados, causantes de procesos de salinización. Las sales solubles, particularmente si están en exceso, producen efectos perjudiciales en las plantas. Este fenómeno puede producirse por el uso de aguas excesivamente salinas en suelos de buena calidad o, al contrario, por el uso de aguas de buena calidad en suelos de elevado contenido de sales.
  • Monocultura agropecuaria (falta de diversidad productiva).
  • Trazado y tendido de caminos, actividades mineras, prospecciones petrolíferas.
  • Condicionantes del ámbito político: ausencia de reglamentaciones para la protección en el uso de los recursos; ausencia de criterios de planificación del desarrollo regional; falta de planificación para el desarrollo industrial; falta de organización y planificación para el desarrollo de actividades turísticas y de recreo.




Zonas de desertificación

19 05 2011

  • Madagascar: es el país más erosionado del mundo. El 93% del bosque tropical y el 66% de su selva lluviosa han sido talados.
  • África: en países muy poblados y con pocos recursos, como los de la franja subsahariana, se observa un incremento de las zonas desérticas. Naciones que durante siglos habían sostenido sociedades prósperas, se encuentran ahora en el límite de la subsistencia.
  • España: es el país de la Unión Europea con máximo índice de desertización.
  • Italia: es el país con menos desertización de la Unión Europea.
  • Argentina: Patagonia Argentina, región sur de su vasto territorio, se halla muy afectada por este fenómeno en su parte central y en menor medida en su parte costera, debido al sobre pastoreo ovino, la mala agricultura, mala utilización de recursos hídricos, lacustres y la explotación petrolera sin ningún control estatal.




Etapas de la desertificación

19 05 2011

Una de las primeras etapas de la desertificación es la destrucción de la cubierta vegetal, pero no es necesariamente la única como “disparador” del fenómeno. Puede ser causa o efecto del proceso de aridización. Originalmente estas zonas eran fértiles, donde se practicaba una agricultura secuencial. El aumento de la población obligó a una explotación intensiva del terreno hasta que se produjo su agotamiento. La segunda etapa comienza cuando la tierra deja de ser fértil y se encuentra despojada de su cubierta vegetal, el agua y el viento lo erosionan más rápido hasta llegar a la roca.

En la mayor parte de las zonas de cultivo el suelo se erosiona mucho más deprisa de lo que demora en formarse. Podrían necesitarse décadas o centurias para que el paisaje volviera a cubrirse de verde.





Desertización vs. desertificación

19 05 2011

Comúnmente se utilizan dos términos que dan lugar a confusión, desertización y desertificación. Vamos a ver en que consiste cada uno de ellos:

  • Se denomina desertización al avance de los desiertos existentes.
  • Se define desertificación como la degradación de las tierras áridas, semiáridas y zonas subhúmedas secas y que es causado principalmente por variaciones climáticas y actividades humanas tales como el cultivo y el pastoreo excesivo, la deforestación y la falta de riego.

La desertificación no se refiere a la expansión de los desiertos existentes. Se produce porque los ecosistemas de las tierras áridas, que cubren una tercera parte del total de la tierra, son extremadamente vulnerables a la sobreexplotación y a un uso inapropiado de la tierra.





Capa de ozono. Video

17 05 2011

Desde 1979, la NASA y el Real Instituto de Meteorología Holandés han monitoreado el deterioro de la capa de ozono. Las imágenes que se han obtenido muestran, en espectros azules y morados, el tamaño y forma del agujero en la capa.

Con imágenes de:
NASA
Royal Netherlands Meteorological Institute

Si quereis ver imágenes del agujero de la capa de ozono día a día, clic aquí.